Unplugged: ANÁLISIS

21 OCT 2021  17:00

AlejandroMontoya

29

Unplugged: ANÁLISIS

Unplugged es un videojuego que se ha autodenominado como ‘Air Guitar’ y que nos brinda la oportunidad de convertirnos en toda una estrella de rock. Creado por Vertigo Games y Anotherway llega el nuevo juego de ritmo y simulación musical para Oculus Quest.

Empieza tu camino hacia el estrellato

Unplugged es un nuevo videojuego de ritmo para tus Oculus Quest. Vertigo Games (responsables de otros títulos como Arizona Sunshine o el próximo After the Fall) se alía con el estudio Anotherway para traernos una propuesta jugable que nos recuerda mucho a la vista en la saga Guitar Hero. Sin ir más lejos, en su equipo han contado con antiguos trabajadores de ese proyecto como Marcus Henderson, el guitarrista líder del famoso título de simulación de rock.

 

Olvídate de los mandos y de los controladores, ya que como se avanza en los tráilers que se han ido lanzando hasta que el título ha salido a la venta, se trata de una experiencia "Air Guitar" en la que necesitaremos únicamente de nuestras manos para poder disfrutarlo. Si intentamos abrir el juego sin tener activado el seguimiento de manos en nuestro visor de realidad virtual, nos saltará un mensaje dando aviso de que no es posible empezar a jugar sin haber activado esa tecnología. Utiliza una guitarra virtual y prepara bien tus dedos para bordar cada nota, la idea es que toquemos la guitarra al aire y que nos sintamos como auténticos rockeros gracias a la inmersión que permite la realidad virtual.

 

Un inicio prometedor y envolvente

Nada más empezar Unplugged, nos veremos en el backstage de un escenario y en un póster en la pared nos encontraremos frente al mismísimo Russel John Parrish (más conocido como Satchel), el guitarrista del reconocido grupo de rock Steel Panther. Él será nuestro guía en Unplugged y actuará como una especie de tutorial/mentor durante el resto del título, siendo quien nos proporcione nuestra guitarra virtual y nos muestre cómo sujetar la guitarra y la púa y empezar a tocar las primeras notas. Con Satchel aprenderemos a ir cambiando los dedos para ir modificando la nota y a pasar de un traste a otro, hacer rasgueos, solos de punteo o incluso a jalear al público mientras estamos a mitad de una canción.

 

 

El objetivo de Unplugged será conseguir la mayor puntuación y el mayor número de fans posibles tras cada canción, para lo cual tendremos que bordar cada nota y jalear al personal para ganarnos su cariño; de hecho hay un apartado en el menú en el que podremos admirar un póster con nuestra foto y el número de fans que hemos logrado captar hasta el momento. Nos ayudarán a este objetivo los power ups, que irán apareciendo cada cierto periodo de tiempo arriba a la izquierda de nuestro punto de visión y para activarlos deberemos golpearlos con el mástil de nuestra guitarra. Si acertamos notas consecutivas sumaremos más puntuación, y si vamos activando los power ups, esa puntuación todavía irá a más. Al final de la canción podremos animar al público dibujando unos cuernos rockeros en el aire y podremos ganar fans e incluso recibir regalos por su parte, entre los que podremos encontrar calzoncillos, bragas o sujetadores (el sueño de todo guitarrista de éxito).

Plan para convertirte en una estrella de rock

Unplugged juega con esa inmersividad y esa sensación de sentirte un auténtico guitarrista del mejor grupo de rock del mundo. La campaña principal (compuesta por 5 álbumes o niveles) tiene por nombre: "Plan para convertirte en una estrella de rock". La propuesta jugable irá aumentando su dificultad con cada nuevo álbum, y el nombre de cada disco también reflejará nuestra progresión como artistas. El primer disco se llamará "El novato está en el edificio", el segundo "Sin cuerdas adjuntas", el tercero "El pico de tu vida", el cuarto "Se te está yendo de las manos" y el último "Tú, leyenda". Los títulos de los discos muestran la progresión de nuestra carrera musical, y para pasar de uno a otro no solo será necesario seguir los consejos de nuestro tutor y completar todas las canciones del álbum, sino que tendremos que completar una serie de objetivos sin los cuales no será posible jugar al siguiente nivel. Desde conseguir tres discos de oro (una puntuación de 5 estrellas en cada canción) hasta una cantidad determinada de puntos serán algunos de los retos frente a los cuales nos pondrá Unplugged.

 

En los inicios de nuestro nuevo periplo nos será muy difícil conseguir cumplir esos objetivos y es probable que no pasemos del disco de novatos. No obstante, es un juego que premia la constancia y que sentiremos esa mejora diaria con cada práctica de cada canción o nota. Será fundamental seguir todos los consejos vistos en el tutorial como el punteo, el rasgueo eléctrico, la obtención de power ups o el jaleo del público para poder optar a las puntuaciones más altas y lograr así todos los objetivos de ese nivel. En cada canción tendremos un top de puntuaciones online en el que podremos compararnos al resto de jugadores del mundo. ¿Seremos los mejores guitarristas de rock de la historia?

 

 

Unplugged nos tendrá pegados a nuestro visor durante meses para superar nuestras propias puntuaciones y las del resto de jugadores. Estamos seguros de que será un juego en constante crecimiento y que en el futuro se añadirán más canciones vía DLC, e incluso nos atrevemos a aventurar un posible modo multijugador online, como ya pasó con el propio Beat Saber. ¿Qué canciones te gustaría que se incluyesen?

Un videojuego ideal para los amantes del rock y para novatos (y expertos) en RV

Nada más iniciar Unplugged nos damos cuenta del mimo que se le ha puesto a los menús y del esfuerzo que han realizado sus creadores para que nos sintamos parte de esta historia de rock & roll. Al iniciar el juego iremos directamente al backstage y el menú será sencillo y muy accesible. Desde el menú y con la ayuda del tracking de manos y gestos podremos ir pasando entre canciones dentro de cada álbum y seleccionar entre los tres niveles de dificultad disponibles en cada canción: fácil, normal y difícil. También podremos ir cambiando de discos y la animación para este apartado está muy lograda, ya que deberemos sacar el disco de su estuche y se tratarán de discos antiguos, por lo que la sensación de inmersión está asegurada.

 

Se trata de un título imprescindible para los amantes del rock y de una propuesta recomendada para personas que acaban de empezar con la VR, ya que como pasa con todos los juegos de ritmo, Unplugged no marea nada y nos ofrece una experiencia estática y satisfactoria para todo tipo de jugadores. Desde la configuración podremos ajustar la guitarra para diestros o zurdos (mano dominante), configurar la latencia del audio y subir o bajar el volumen del público (de nuestros fans). Si vamos al apartado de personalización tendremos acceso al backstage y veremos un póster con nuestra foto de perfil y el número de fans que hemos conseguido hasta el momento. También tendremos la posibilidad de customizar nuestra guitarra.

 

Dale la bienvenida al tracking de manos y coge la guitarra

Probablemente sea la primera vez que te enfrentes al tracking de manos de forma tan directa en un juego para RV. Unplugged te lo pone fácil, y desde el primer momento te da una serie de recomendaciones para que el seguimiento sea lo más preciso posible. En primer lugar se recomienda estar en un lugar muy bien iluminado, para que la cámara del visor pueda reconocer perfectamente tus manos. En segundo lugar nos aconsejan que el contraste entre tu figura y el fondo de la habitación sea notorio. Y por último, se nos pide jugar con la camiseta totalmente arremangada si es que llevamos manga larga, o en su defecto jugar con manga corta o tirantes. 

 

El seguimiento de manos está bastante bien implementado y el título sabe reconocer cuando pasamos de tres a cuatro dedos y a dos, o cuando cambiamos totalmente la postura de nuestra mano para recrear unos cuernos que pongan al público en pie. Cabe destacar que no siempre el tracking ha sido del todo preciso, y que hay ocasiones en las que hemos tenido que parar de jugar para ajustar la luz ya que notábamos que estábamos fallando notas sin motivo aparente. Es importante controlar que la luz llegue perfectamente a la estancia en la que estemos jugando a Unplugged, ya que de otra forma será imposible conseguir los objetivos que nos plantea. Si hacemos un parón mientras tocamos la guitarra o si de repente nos da por estornudar y retiramos las manos de la guitarra, el seguimiento seguirá activo y podremos volver a coger la guitarra sin haber perdido el reconocimiento de nuestras manos. Quizá sea uno de los puntos a mejorar del juego, y entendemos que factores externos puedan afectar a la experiencia ya que se trata de una tecnología que todavía está por explorar y mejorar en la realidad virtual.

 

Un apartado sonoro y visual muy rockero

Unplugged incluye una selección de canciones de escándalo que hará estremecerse a cualquier fan del rock. Casi desde el inicio nos veremos tocando canciones tan míticas como "The kid’s aren’t alright" de Offspring o "My Sharona" de The Knack. La selección de canciones es inmejorable y nos recuerda a la de las mejores entregas de Guitar Hero. Se nota la mano de uno de los guitarristas responsables de la saga y la introducción de los efectos y las acciones del público es muy acertada, así como los sonidos de las notas cuando las clavamos o cuando erramos por completo. La mezcla de música cuando activamos los power ups es excelente y nos hará sentir que realmente estamos tocando otra canción.

 

Los gráficos de Unplugged son simples y recuerdan a lo ya visto en Guitar Hero. No obstante, en juegos musicales de ritmo como Beat SaberSynth Riders ya se ha demostrado que es uno de los elementos menos importantes de la ecuación. Aún así cabe destacar lo lograda que está la inclusión del guitarrista-mentor en pantalla y el cuidado que se ha puesto en los detalles de todas las guitarras que aparecen a lo largo del videojuego, así como la implementación de todos los elementos en el menú principal. El juego llega traducido al español y las voces las podremos disfrutar en inglés.

 

Conclusión

Unplugged es un juego imprescindible para todos los amantes de la música rock y de la saga Guitar Hero. Es una propuesta muy recomendable si te han gustado otros juegos de ritmo de RV como Beat Saber y Synth Riders. Tanto si quieres convertirte en una estrella de rock como si simplemente quieres divertirte durante horas y horas, sin duda Unplugged es para ti. ¿Tocarás unos acordes con nosotros?

 

El juego ha sido analizado con Quest 2.

VRGameCritic

+ Una selección de canciones increíble

+ Juego muy rejugable que nos durará meses

+ Su innovación: se juega sin mandos

- Que no seamos muy hábiles con las manos

- Es probable que nos toque pasar por caja en futuros DLC

9 "Muy bueno"

Unplugged (Quest)

9

Lanzamiento / Octubre 21, 2021

Sal a escena en Unplugged y rockea las canciones más conocidas de bandas de rock famosas del mundo entero, como The Offspring, Weezer y Ozzy Osbourne. Ponte el visor de RV, usa el seguimiento de ...

Nota de los usuarios

6