Five Nights at Freddy's VR: Help Wanted - ANÁLISIS

Sumérgete en las terroríficas pesadillas nocturnas de esta popular saga, con un juego creado para RV que recorre todos los títulos originales de FNAF. Disponible para Vive, Rift, WMR y PSVR.

4 JUN 2019  13:00

sellocpr

2 comentarios

Five Nights at Freddy's VR: Help Wanted - ANÁLISIS

Noches y animatrónicos, ¿qué puede salir mal?

Five Nights at Freddy's comenzaba con una rocambolesca historia basada en una historia original de Scott Cawthon, que en un principio parecía todo un disparate, aunque gracias a las diferentes historias que íbamos escuchando a lo largo de cada uno de los juegos que hay disponibles, se empezaba a hilar una historia muy interesante que no dejaba a nadie indiferente y que nos mostraba un trasfondo más argumentado de lo que podía parecer en un principio.

 

El juego nos ponía en la piel de Michael Smith, un humilde vigilante de seguridad que aceptaba un trabajo de mala muerte y mal remunerado en la pizzería de moda de la ciudad. Por el día era un lugar idílico para llevar a la familia, con espectáculos realizados por unos simpáticos personajes animatrónicos que realizaban las delicias de los más pequeños, pero por la noche, las risas y la diversión de estos animatrónicos se tornaban en una pesadilla, ya que cobraban vida, siendo poseídos por almas demoníacas cuyo objetivo era asesinar a todo lo que encontraran a su paso.

 

Esta adaptación, diseñada desde cero por Steel Wool Studios, parte de los juegos anteriores para sumergirnos en algunos de sus mejores momentos de terror.

 

 

Primeros minutos

Como suele pasar en estos casos, la incertidumbre se apodera de uno cuando accede por primera vez a un juego basado en alguna particular saga, como es el caso de hoy, y es que sin llegar a ser un fanático acérrimo de Five Nights at Freddy's, lo cierto es que siempre he observado con bastante aceptación este tipo de juegos.

 

Nuestro primer contacto es un tanto extraño, ya que nos vemos subidos en un vagón de montaña rusa que va realizando una pequeña introducción, recorriendo algunos de los episodios más populares de toda la saga, lo que permite escuchar parte de esa extraña historia que envuelve a los juegos disponibles en formato tradicional.

 

Desgraciadamente y como confirmamos una vez superada esta siniestra introducción, el juego está completamente doblado y traducido al inglés, por lo que deberás de saber manejarte en este idioma si quieres disfrutar como es debido de la historia que hay detrás de cada pesadilla, aunque con subtítulos que nos podrán orientar por los diálogos que encontremos en los modos principales de juego, de los que hablaremos en detalle más adelante.

 

Dispone de un buen acabado gráfico y visual, que hace que el título raye a gran altura en este sentido, ya que ver de cerca a cualquiera de estas criaturas animatrónicas que encontramos en el juego resulta una experiencia cuanto menos impactante.

 

Por otro lado podemos jugar al juego, tanto con nuestro gamepad como con nuestros mandos de movimiento, siendo como es lógico, mucho mas rica la experiencia si nos decantamos por esta segunda opción, ya que como veremos más adelante, tendremos que interactuar bastante con distintos elementos en sus diferentes modos de juego.

 

 

Modos de juego

Nos encontramos ante una interesante propuesta que en vez de traernos un juego nuevo de esta popular saga o directamente adaptar cualquiera de los juegos disponibles al mundo de la realidad virtual, nos brinda un buen popurrí de pesadillas, experiencias y modos de supervivencia en la noche, basados en cada uno de los juegos originales, con lo que se han centrado en traernos las más populares noches de pesadilla de toda la saga y ofrecérnosla en un entorno inmersivo, que ya os adelantamos que le ha sentado de maravilla.

 

FNAF 1, 2 Y 3

Los modos de juego principales, al igual que sucede en las anteriores entregas de FNAF, son los de tipo supervivencia nocturna y vigilancia, donde nos ubicaremos en las salas de vigilancia de cada uno de los juegos disponibles de la saga, teniendo que intentar sobrevivir en los lugares más emblemáticos de esas particulares pizzerías que se muestran en FNAF.

 

Para poder sobrevivir en estos siniestros lugares, la premisa siempre es la misma, nos sentamos en la sala de vigilancia del local (sin poder movernos del sitio), frente a un panel con diferentes cámaras repartidas por el local que debemos de ir cambiando para controlar que todo esté tranquilo. A ambos lados de nuestro sitio encontramos una puerta y un botón que la acciona, para de esta manera poder cerrarla o dejarla abierta. Justo encima de este botón, encontramos otro interruptor que enciende la luz del pasillo que da a cada puerta que tenemos a ambos lados de nuestro sitio.

 

A medida que va avanzando la noche debemos de ir controlando por las cámaras de seguridad por dónde van caminando los diferentes animatrónicos que encontraremos en cada partida, teniendo que bloquear las puertas que tenemos a nuestro alrededor para que estos siniestros personajes no acaben con nosotros.

 

En un principio la mecánica de juego de este modo puede parecer sencilla, pero la cosa no acaba aquí, ya que disponemos de un contador de energía que se irá reduciendo muy rápidamente a medida que encendamos luces o cerremos las puertas de nuestro habitáculo, teniendo que gestionar de la mejor manera posible este limitado bien, que es la delgada línea que nos separa de continuar con nuestro objetivo de sobrevivir o de morir en el intento, mediante un Jump Scare que nos dejará helados las primeras veces que lo suframos, ni que decir queda de que a medida que vayamos avanzando en la noche, los animatrónicos se volverán cada vez más escurridizos y sufriremos en tensión para poder controlar a todos a la vez, o incluso intentar engañarles usando alguna mascara que encontraremos por nuestra estancia si nuestro contador se agota directamente.

 

Cada ronda de vigilancia, se divide en uno de los juegos disponibles, siendo posible visitar los tres locales originales de FNAF 1, 2 y 3, dividiéndose cada ubicación en cuatro noches diferentes, donde como os podéis imaginar serán cada vez más difíciles a medida que vayamos superando la primera. Para sobrevivir en cada noche, debemos de intentar aguantar durante seis horas (unos 10 o 15 minutos reales) para alcanzar las seis de la mañana y concluir con éxito nuestra ronda de vigilancia, pero os aseguramos que incluso en las noches más sencillas en cuanto a dificultad, la tensión que se logra teniendo que estar pendientes de estas siniestras criaturas a través de unas simples cámaras de seguridad, hace que nos llevemos una alegría cuando alcanzamos nuestro objetivo.

 

DARK ROOMS

El siguiente modo de juego disponible es el famoso dark rooms, donde nuestro objetivo es diferente al que encontraríamos en los modos clásicos de FNAF, ya que en esta ocasión nos encontramos al final de un pasillo oscuro con el objetivo de cazar a un animatrónico que se encuentra en la otra punta sentado en una silla. Nuestra única herramienta en este caso es una linterna, y justo a un paso frente a nosotros tenemos en el suelo una equis pintada de rojo, que marca el lugar sobre el que tendremos que pillar al animatrónico, es decir, encender la luz cuando se encuentre justo encima de la marca del suelo.

 

Como os podéis imaginar, para que este siniestro personaje se mueva tenemos que tener la linterna apagada, y para darle otro toquecito de tensión al asunto, disponemos de un temporizador de un minuto para intentar "cazar" a esta criatura en el lugar indicado. Además, a medida que vayamos encendiendo o apagando las luces, la criatura podrá esconderse en las diferentes habitaciones que recorren el pasillo o permanecer estático en un mismo sitio el suficiente tiempo como para ponernos de los nervios, al ver cómo se va agotando nuestro tiempo disponible, ya que una vez finalizado el plazo sufriremos un susto de los que nos tiran del asiento, teniendo que empezar de nuevo.

 

En este modo de juego encontraremos cuatro ubicaciones diferentes, cada una con un personaje animatrónico particular, que nos llevará desde un siniestro pasillo hasta una cocina muy especial, incrementando exponencialmente la dificultad a medida que vayamos superando cada "sala oscura".

 

 

PARTS AND SERVICE

El siguiente modo disponible es el denominado parts and services, donde nuestra premisa será la de intentar arreglar alguno de los más emblemáticos personajes de esta saga, aunque como se puede intuir no será un camino de rosas lograr devolver a su estado funcional a estos siniestros animatrónicos.

 

Para poder realizar con éxito nuestro cometido, nos encontramos ante el personaje en un aparente estado de relajación, teniendo que seguir fielmente las instrucciones que vamos recibiendo en cada situación, requiriendo algunas de ellas su realización de manera milimétrica y con precisión de cirujano para que esta criatura terrorífica no se despierte y acabe con nosotros mediante un buen susto.

 

Uno de los problemas de este modo es que al no disponer de nuestro idioma en los ajustes de rigor, puede ser un hándicap bastante importante el poder concluir con éxito cualquiera de las cuatro experiencias de Parts and Service disponibles, con lo que deberás de tener en cuenta este factor para aventurarte en este entretenido modo de juego.

 

VENT REPAIR

Aquí nuestro objetivo está entre los túneles de ventilación de las instalaciones del lugar, donde un siniestro animatrónico llamado Foxy nos estará acechando. En esta ocasión debemos de restablecer el suministro de aire del local mediante la realización de tareas de mantenimiento, todo ello mientras no dejamos de observar cada respiradero que tenemos a nuestro alrededor, ya que Foxy tiene miedo de la luz de la linterna que llevamos en nuestra cabeza, con lo que la tensión se eleva a cotas insospechadas para intentar mantener a raya a este personaje de terror, mientras intentamos realizar a toda prisa alguna de las complejas tareas que tenemos entre manos y que normalmente están en la dirección opuesta por donde Foxy quiere acabar con nosotros.

 

Cuenta con dos escenarios diferentes, y lo pasaremos realmente mal si no logramos mantener a una distancia prudente al animatrónico, ya que como se acerque más de la cuenta a nuestra ubicación, moriremos de igual forma que en el resto de modos disponibles, mediante un Jump Scare que nos quitará el sentido.

 

NIGHT TERROR

El último modo de juego disponible es el denominado "noche de terror", que como su propio nombre indica nos sitúa en un escenario terrorífico en medio de la noche, siendo la premisa la de intentar sobrevivir hasta las seis de la mañana mientras una serie de peligros nos acechan en nuestra habitación.

 

Particularmente, las night terror son quizá las partidas que más tiempo me han tenido enganchado, ya que en esta ocasión podemos movernos mediante Hot-spot de una ubicación de la habitación a otra (al contrario que en el resto de modos donde permanecemos estáticos), con nuestra linterna como única aliada, mientras debemos mantener a raya a estas criaturas demoníacas, que no dudarán en acabar con nosotros en cuanto nos despistemos un segundo, ya que tendremos que intentar cerrar las puertas de nuestro alrededor o asomarnos por los pasillos para vigilar a estas criaturas, algo que ya os aseguramos que da bastante "mal rollito", sin contar que dentro de nuestra habitación coexisten más pequeños animatrónicos que saldrán de los armarios o cajones para darnos ese susto tan característico de esta saga de juegos de terror.

 

 

Ambientación e inmersión

Sin duda una de las partes mas características de un juego de terror es lo referente a la ambientación, algo que ya en pantalla plana vimos que le sentaba de maravilla a esta carismática saga de juegos de tensión y terror, pero como no podía ser de otro modo, el salto a la RV le ha sentado de maravilla, ya que si en los juegos originales el miedo te recorría el cuerpo cada vez que escuchabas un ruidito de alguno de los animatrónicos, con tu visor puesto en la cabeza, la experiencia se eleva a su máxima potencia en comparación con sus hermanos 2D. Para cualquier amante de esta saga, este título debería ser un imprescindible para disfrutar de una velada de tensión y suspense como es debido.

 

Por otro lado, el sentirse presencialmente dentro de estas emblemáticas salas de vigilancia, hace que nuestro grado de inmersión se dispare, aunque estemos ante un juego con unas mecánicas simples y que no nos requerirá de tener que movernos por el escenario, solo en contadas ocasiones, pero lo cierto es que en todo momento estamos con la sensación de estar viviendo fielmente dentro de este siniestro mundo de personajes animatrónicos, sin contar con que si nos animamos a jugar el título con nuestros mandos de movimiento la experiencia se tornará mucho más satisfactoria en este sentido.

 

Quizá, a medida que vayamos jugando en diferentes ocasiones, el factor sorpresa que se apodera de cada Jump Scare, quede más bien en algo anecdótico, pasando de ese un juego de terror a un juego donde lo que realmente brilla es la tensión y la incertidumbre, que hacen de este juego un título bastante interesante en este sentido.

 

Además, en cada minijuego, experiencia o noche de terror que pasemos a lo largo del título, encontraremos monedas y cintas de cassette colecionables, que podremos utilizar para entender mejor la historia en el caso de los cassette, así como poder canjear las monedas por productos en la tienda disponible dentro del juego, que nos permitirá disfrutar de pequeños juegos que no nos llevarán más de un par de minutos de realizar y son simples anécdotas para aquellos usuarios que no quieran completar el juego en toda su totalidad de trofeos y coleccionables.

 

 

CONCLUSIÓN

Sin duda, estamos ante un gran título que recorre de manera bastante acertada algunas de las mejores experiencias y modos de juego de todos y cada uno de los Five Nights at Freddy's, que logra hacernos pasar un mal rato en cuanto a tensión se refiere, pero que hará las delicias de los fans de la saga y los amantes de este particular género de videojuegos. Aunque por otro lado, estamos ante un juego completamente en inglés, que en la mayoría de modos de juego no será un factor importante, pero que sí nos limitará en cierta manera en alguno de ellos si no dominamos como es debido el idioma anglosajón.

 

Quizá sus mecánicas simples no te seduzcan en un principio, pero desde luego han hecho de esta saga todo un icono dentro del género de terror. Según avancemos por los diferentes modos de juego, la experiencia se torna del terror hacia el suspense y la intriga, logrando rayar a gran nivel en este aspecto, pues es probable que nos acostumbremos a los sustos iniciales.

 

El juego ha sido analizaddo con la versión de PSVR.

+ Tensión

+ Un popurrí de lo mejor de cada FNAF

+ Entretenido

+ Jumps Scare a cascoporro...

- ...Pero después de una hora de sustos, pierden efecto

- De igual manera se pierde el terror según vas jugando

- Completamente en inglés

6,8 "Interesante"
VRGameCritic

Comentarios (2)

Enlace al foro
  • manuel_val

    manuel_val

    Visores

    PlayStation VR
    Oculus Quest
    Me lo esperaba un poco mejor, la verdad.
    1 0
  • manuel_val

    manuel_val

    Visores

    PlayStation VR
    Oculus Quest
    Como decía aquel: Carne de rebajas
    0 0