ASUS STRIX 1070 / 1060 / 1050Ti: Análisis.

Como en las pasarelas de moda, cada año se espera el nuevo catálogo de gráficas que vendrá a substituir la gama del año pasado. Los gigaflops se agolpan entre los CUDAS. Los raíles de 12v sangran de esfuerzo para dar más fuego a los circuitos. Las GPU se empapan de RAM y alrededor de todo, un backplate de titanio respira a través de sus Leds infinitos. Si un día las máquinas llegan a dominar a la humanidad, todo empezará en las GPU de "La República de los Gamers". Eso sí, serán T-800s VR Ready.

7 JUL 2017  19:35

knob2001

11 comentarios

ASUS STRIX 1070 / 1060 / 1050Ti: Análisis.

STRIX. El murciélago chino de los cuatro brazos.

El mundo del PC cambió el día que salieron las primeras GPU’s externas. Esa caja amarillenta que solía reposar bajo el monitor de tubo en el despacho de nuestros padres tomó consciencia igual que la red Skynet y al abrir sus ojos le anunció al mundo: “Déjate de rollos de excel, que yo quiero ser un Gamer”. Entonces le crecieron Leds que se sincronizan casi al ritmo tus ondas Alpha, sus ventiladores ninja empezaron a girar a miles de revoluciones por minuto sin que en la habitación se oyera un mínimo soplido y los condensadores repartidos por toda la superficie de su placa base parecían estar construidos del mejor adamatium. ASUS, MSI, EVGA, ZOTAC o GIGABYTE son algunos de los ensambladores que reciben las GPU directamente de Nvidia y AMD y cada uno, con su estilo y mayor o menor fortuna, presentan al mercado el modelo en cuestión. Hoy nos detenemos en ASUS, una de las marcas más conocidas y extendidas de todo el planeta gamer.

 

 

ASUSTeK Computer Inc -ASUS para los amigos- viene de Taipei, que no es la capital de la República de los Gamers sino de la República de China. Fabricante de tecnología variada, desde tabletas hasta portátiles o proyectores, en los últimos años se ha convertido en uno de los referentes en cuanto al OC y a la customización de PCs gaming. Sus diseños ROG han invadido las casas de muchísimos jugadores amateur y su logotipo se suele encontrar en centenares de equipos ESPORTS. Ultimamente -esperamos que no sea simplemente por moda- algunos de estos ensambladores se han fijado en la RV y ofrecen sus equipos con el lema VR READY, o lo que es lo mismo: STEAMVR y OCULUS ponen la mano en el fuego de que utilizando sus modelos, tus mundos virtuales funcionarán perfectamente. 

 

Pero como esto último es mucho más fácil serigrafiarlo en una caja de cartón que luego la aplicación virtual corra como es debido, en ROV hemos decidido darnos una vuelta por todos los estratos de la república de los gamers y certificar si la VR READY de una 1050Ti, una 1060 o una 1070 está de verdad preparada para renderizar el universo virtual.

 

 

El contexto, para quien se haya subido al carro de las gráficas externas hoy (dile adiós a tus ahorros), es el siguiente: ASUS fue de las primeras marcas en aceptar el reto de Nvidia de ensamblar sus propios modelos allá por el año 2013. La serie más conocida por los habitantes de ROG es la llamada Strix. No sabemos muy bien si ASUS eligió un búho cibernético sabiendo que Strix es también un personaje mitológico con forma de murciélago que se bebe la sangre de sus víctimas o si fue simple casualidad; la cultura china es tan compleja que bien podría tener todo una oscura connotación vampírica. A saber. Lo que sí podemos asegurar es que cada tarjeta que lleva delante la denominación “Strix” y los ojos entrecerrados de un ave estrigiforme, es sinónimo de ventiladores, backplates, refrigeraciones de calidad y la posibilidad de configurar más colores que el arco iris. 

 

En Realovirtual nos hemos topado con 3 de las tarjetas VR Ready que nos quedaban por probar: la 1050Ti, la 1060 y la 1070. Todas en el modelo GTX OC: overclock de fábrica y herramientas para que pruebes a ver qué pasa si subes el voltaje un 150% y si la 1050Ti se convierte en una TITAN antes de dejar sin electricidad a medio barrio. Igual que hicimos con las tope de gama, las 1080Ti y 1080, comentaros que a nosotros nos interesa sobre todo su rendimiento en la realidad virtual. Si queréis conocer en profundidad el rendimiento de estas tarjetas en juegos 2D o saber el espectro de luz que cubren sus Leds multicolor sincronizados con los leds del cajón de la verdura de vuestra nevera, seguramente existan mil webs diferentes que consultar. Aquí, en ROV, nos centraremos en el funcionamiento de cada una dentro de un ecosistema virtual, que no es poco.

 

Empezaremos desde lo más potente e iremos bajando escalones hasta lo más económico. Nuestro sistema de pruebas será un I5-7600 KABY LAKE, una ASUS MAXIMUS IX CODE, 16Gb de RAM Cruzier a 3200Mhz y un SSD M.2 EVO de Samsung con el sistema virtual de Oculus Rift. Los juegos que compararemos permiten cambiar los valores de Supersampling desde el mismo menú y siempre mantendremos el valor interno en 0 mediante Oculus Tray Tool. Hemos optado por juegos estándar, pero más adelante, dependiendo del interés, podremos testear esos otros juegos que nos vayáis pidiendo. 

 

Juegos analizados:

Comentarios (11)

Enlace al foro
  • Perfecto, gracias ... es bueno saber que se acomulan los 2 supersampling ...

    ¿ Se suman o se multiplican ?
    0 0