Probamos Project Morpheus de Sony en la Gamescom 2014

24 AGO 2014  12:19

Juanlo

69

Probamos Project Morpheus de Sony en la Gamescom 2014

Otra de nuestras paradas más esperadas durante la Gamescom fue el stand en el que Sony estaba mostrando Project Morpheus. Después de haber escuchado opiniones totalmente contrarias sobre el prototipo de HDM para PS4, nada como probarlo por nosotros mismos para formarnos nuestra propia opinión, la cual ha sido mucho más positiva de lo que nos esperábamos.

 

El stand de Morpheus contenía tres demos: la que pudimos probar nosotros fue la del caballero medieval, en la que utilizábamos PS Move para manejar las manos de nuestro avatar. En otra de las demos el jugador se desliza a toda velocidad por una carretera sorteando vehículos, dicha demo se manejaba únicamente con el movimiento de nuestra cabeza. Por último, la tercera demo transcurre en el interior de una jaula bajo el agua, y sufriremos el ataque de un tiburón. Para esta demo se utilizaba el mando estándar de PS4, con el cual era posible moverse por la jaula y disparar al tiburón.

 

Interior de Project Morpheus

 

No estaba permitido fotografiar el interior del HMD, pero pudimos hacer esta fotografía desde lejos en la que se ven las grandes lentes y el sistema de sujeción, con una rueda que permite ajustarlo a nuestra cabeza. Los acabados de Morpheus destilan una gran calidad, y dan más sensación de producto final que un DK2, aunque también se trata de un prototipo.

 

Caja de control de Morpheus

 

Lo que desconocemos es el contenido de esta enorme caja de control, que sirve para conectar Morpheus a la PS4. Mientras que Oculus la ha eliminado con el paso del DK1 al DK2, Sony la necesita para poder conectar Morpheus a la consola... o al PC, que aunque en principio no tendrá soporte oficial, Sony lo ha utilizado en otras ocasiones, cuando mostró Morpheus con EVE Valkyrie en otros eventos.

 

El resumen de nuestras sensaciones: muy cómodo, un FOV algo menor que Oculus Rift, especialmente el vertical, un efecto rejilla más bajo que en el DK2, y un efecto blur que nos recuerda al DK1 de Oculus. Los mandos PS Move responden bastante bien, aunque al acercarnos la ballesta a la cara, tal y como veis en el vídeo, parece que el posicionamiento es algo inestable y se aprecia que la ballesta tiembla un poco. Las demos del caballero y la carretera funcionaban a la perfección, mientras que la del tiburón tenía algún que otro bajón de frames por segundo (estas últimas no las probamos, pero lo veíamos en las televisiones que mostraban la imagen). En cualquier caso, nuestro primer contacto con Morpheus nos ha dejado a todos un muy buen sabor de boca, y esperamos que siga evolucionando, ya que puede jugar un papel fundamental a la hora de llevar la realidad virtual a las masas, de la mano de PlayStation 4.