A Rogue Escape: ANÁLISIS

23 JUN 2021  15:00

Johansotelo123

1

A Rogue Escape: ANÁLISIS

Aborda una experiencia de puzles en el interior de un complejo mecha y enfréntate a los peligros que te rodean en un misterioso mundo del que buscas escapar. Disponible para Rift, SteamVR y Quest.

Un mundo misterioso

En esta ocasión es el estudio Spare Parts Oasis quien nos trae el reto basado en su propio juego de monitor "Nauticrawl", ahora como experiencia inmersiva que nos propone un mundo por explorar de forma indirecta.

 

En principio, he de aclarar que, a mi parecer, es poco lo que puedo decir sin llegar a dar spoilers, pues la magia de este juego radica en el hecho de no tener ni idea de nada, encontrarse abrumado por no saber qué hacer para, poco a poco, volverse todo un profesional. Así que sin mas preámbulos abordemos el contexto y las mecánicas que nos ofrece este mundo de misterios.

 

Pilotando un mecha steam punk

Sube al mecha roviano, pues nadie mas que tu podrá pilotarlo. El argumento es sencillo: eres un prisionero/esclavo y robas un nauticrawl para escapar, adentrándote en este enorme robot de movimientos rígidos y estética steampunk, cuyo mecanismo se corresponde a ese aspecto visual tan característico de una maquina a vapor.

 

 

Nada mas comenzar, lo único que podemos hacer antes de entrar en materia es seleccionar el idioma entre nueve posibles opciones, siendo la única configuración que se permite. Tenemos un buen repertorio de lenguas, entre las que destacan las adaptaciones al castellano y español latino, con una traducción casi impecable excepto unos pocos textos que no fueron traducidos, apenas unos cinco aproximadamente. Teniendo en cuenta que el juego no lleva voces, lo hace perfectamente entendible para hispanohablantes, eso si, siempre y cuando hay que leer en el transcurso de la historia. Una vez superado este trámite, el resto serán puzles e incógnitas hasta el final del juego.

 

Unos pocos textos que no fueron traducidos, apenas unos cinco aproximadamente.

 

Lo siguiente será buscar la forma de acceder a la cabina de mando, lugar donde se desarrollará casi toda la historia. Al entrar aquí, creo que la mejor definición que le puedo dar al comienzo del juego es como si de la nada te arrojasen a la cabina de un avión comercial o de combate, lleno de palancas, botones y pistones, y lo normal sería que no tengamos la menor idea de qué hacen. Pero eso no importa, pues debemos usarlo igualmente para escapar, dando lugar a que el juego nunca nos subestime, pues apenas nos dan unas ligeras pistas de cómo ponerlo en marcha y en adelante todo será ensayo y error.

 

Al no ser tomados por tontos, comienza nuestra exploración de la cabina. Una tablet (con muy buena definición por cierto) nos da unas pistas medianamente indirectas de cómo encender el mecha, pero más allá de esto, será importante probar y recordar qué hace cada cosa, con un par de datos que se nos darán a lo largo de la historia con el fin de optimizar el funcionamiento de la maquinaria, si es que no los descubrimos antes por nosotros mismos.

 

Más allá del nauticrawl

Absolutamente toda la historia se desarrolla dentro del gigante mecánico, no llegaremos a ver como tal el entorno que nos rodea, a excepción de unas pocas ocasiones en que veremos a través de unas ventanillas, siendo un radar la principal imagen que tendremos de este mundo misterioso. Lo comento para evitar ilusiones de un mundo abierto. En primera instancia, si me hubieran intentado vender el juego con esta idea, hubiera creído que no tenía mucho sentido en materia de realidad virtual, pero para mi sorpresa ha sido todo lo contrario, conforme me adentraba en la historia, ese radar tan simple se convirtió en mis ojos hacia el exterior, los múltiples botones y palancas pasaron a ser mis brazos y piernas, y allí en medio estaba yo, el cerebro detrás de la máquina.

 

 

La premisa de arrojarnos sin saber nada puede parecernos descabellada, pero lo cierto es que luego me he dado cuenta de que cuadra tan bien con el argumento principal que solo ayuda a meternos en contexto, es decir, si eres un prisionero que ha robado una máquina que no ha tocado en su vida, pues claro que no va a saber cómo usarla, deberá aprenderlo a las malas y con suerte encontrará algo de información en su entorno, como quien encuentra las llaves en la visera del coche sin que eso te enseñe a conducir mágicamente, lo cual no implica que poco a poco no puedas mejorar.

 

Yo al principio estaba tan perdido que era incluso frustrante. Sin embargo, el verme como un piloto profesional de un Nauticrawl al final del juego es cuanto menos satisfactorio, estando rodeado de sonidos y mecanismos dependientes unos de otros con un fin y sentido, que entiendes y sabes aprovechar.

 

Estos detalles que menciono hacen del juego una experiencia muy inmersiva, acompañada de excelentes gráficos (qué menos, después de todo el espacio a modelar es muy pequeño), sonidos acordes e información confusa que, poco a poco, iremos entendiendo, aunque no del todo, pues el juego no profundiza algunas cosas. Lo único que he de criticar a nivel inmersivo es el hecho de que al comenzar se nos contextualiza demasiado poco, dando lugar a que posiblemente no nos demos cuenta de que somos un prisionero escapando y sin saber que la razón de que exploremos un mundo desconocido es el objetivo de escapar.

 

El radar será nuestra principal mirada al mundo exterior.

 

Otros aspectos a tener en cuenta son, en primer lugar, que requiere un espacio un poco más grande que el guardián fijo, en donde se estarán sacando constantemente las manos de dicho límite, y en segundo lugar, que se puede jugar tanto de pie como sentados, para lo cual se nos sitúa en una plataforma de altura variable con el fin de ser apto para cualquier estatura. Al principio creía que el juego no tenía función de guardado, ya que el botón de menú no hace nada, y pensé que podría estar relacionado con la temática roguelike, para luego darme cuenta que solo era cuestión de mantener pulsada la X.

 

El estilo roguelike

Dado lo confuso que resultaba el principio del juego, me asustaba un poco morir debido a que se anunció en parte como un roguelike, ya sabes, estos juegos en que si mueres lo pierdes todo y comienzas de cero, por no entrar en detalles, y sucedió. Después de casi hora y media de partida hice unos cálculos mal, fracasando en mi huida, pero para mi sorpresa solo fue reiniciada la fase en que me encontraba, luego lo que concierne a mis objetos solo diré que los busques, seguro los encontrarás con algo de paciencia. En fin, que de roguelike siento que tiene poco, e incluso es muy probable pasarse el juego sin morir.

 

Hablando de paciencia, diría que es la clave de este titulo. No es un juego en que estés disparando y huyendo de enemigos de forma frenética, es todo lo contrario: te desplazas lentamente, descubres el mundo poco a poco, lees cada informe obtenido, y tras obtener suficiente información, encuentras la forma de avanzar a la siguiente etapa. Se trata, pues, de un juego que se desarrolla lentamente, y está bastante bien esta mecánica. De todas formas el juego no es muy largo, y si lo jugases sabiendo exactamente qué hacer y dónde, puede que no tardases ni una hora. Pero claro, es un juego de puzles que te mantendrá enredado y confundido, a la búsqueda de palancas que no habías tocado o secuencias que desconoces, llevando a una duración de unas dos horas para los más habilidosos (es lo que algunos han necesitado), pero siendo más realistas, el gameplay nos proporcionará cerca de tres horas o más, que en mi caso fueron unas tres y media, con una rejugabilidad nula lamentablemente.

 

Conclusión

Decir que es prácticamente la adaptación de un juego de monitor podría sonarle mal a muchos, sin embargo A Rogue Escape es uno de esos títulos que parecen haber nacido desde cero para estar en realidad virtual, con mecánicas adecuadas para el estilo propuesto y una historia interesante. Resulta agradable encontrar un titulo de puzles que invita a explorar y no nos subestima, lástima que nos deje con ganas al ser algo corto, sin ser rejugable dado su estilo. Sin embargo, compensa con un precio contenido.

 

Lo que menos me ha gustado es que la introducción estaría incompleta a mi parecer, pero con lo que has leído ya sabes más que suficiente para entrar de lleno en esta compleja maquina hasta dominarla por completo. Si te gustan estos juegos que se desarrollan tranquilamente y soportas los momentos frustrantes, lo considero una gran recomendación. Sin nada más que añadir, suerte con la fuga.

 

El juego ha sido analizado con Quest 2.

 

Podemos ver el juego en acción en el capítulo #21 de ROV Explorers:

 

VRGameCritic

+ No es obvio y no subestima al jugador

+ Apartado visual bien pulido (excepto por las manos)

+ Inmersivo y con mecánicas sencillas, pero interesantes

+ Traducido casi completamente al español

- Algo corto y de rejugabilidad nula

- Puede ser frustrante para algunas personas

- No vemos casi nada del mundo exterior, limitándonos a ver siempre un espacio pequeño

7,1 "Muy bueno"

A Rogue Escape (Quest)

7.1

Lanzamiento / Junio 10, 2021

Tu plan era sencillo: robar un meca reptante gigante, conocido como nauticrawl, evitar que te capturen y escapar hacia la libertad. Busca pistas para descubrir dónde te encuentras, pero ten en ...

Nota de los usuarios

?

A Rogue Escape (PC)

7.1

Lanzamiento / Junio 10, 2021

Your plan is simple - steal a nauticrawl, evade capture, and make a break for freedom. There's just one problem… your kind was never meant to operate this hunk of metal.Take command of a 4-story ...

Nota de los usuarios

?