Knockout League: ANÁLISIS

Salta al ring, prepara tu baile de piernas, cúbrete y lanza tu mejor gancho. Grab Games nos trae este arcade de boxeo donde utilizarás todo tu cuerpo para ser más rápido que tu rival. ¡Déjalos KO! Disponible para Vive, Rift, WMR y PSVR.

28 MAR 2018  17:54

Sr_Ton

6 comentarios

Knockout League: ANÁLISIS

Golpea mejor quien golpea primero

Seguir cuando crees que no puedes, es lo que te hace diferente a los demás (Rocky Balboa)

 

Estoy en el cuadrilátero. Un golpe más y derrotaré a mi rival. Leo sus movimientos para anticiparme a su ataque. A un lado, a otro y consigo esquivar el golpe. Aprovecho que su guardia está baja para plantarle un buen sopapo en la jeta. Mi adversario virtual cae inconsciente en la lona. He vencido. ¡Salto de alegría! Levanto los mandos, en signo inequívoco de victoria, como haría todo un peso pesado. ¡Qué subidón! Tengo que parar antes de morir. Suelto los moves sobre la mesa. Me quito las gafas. En la VR ponemos parte de nuestra mente, en Knockout League pondrás también cuerpo. ¡Quién me mandaría a mi, a mi edad, meterme en estos saraos! Con lo bien que estaba yo disfrutando de la paz y la armonía de Moss... Venga, que no se diga, echaré unos asaltos más para ver que me ofrece el próximo luchador...

 

 

Nintendo ya lo hizo

Estamos ante un título de boxeo en primera persona donde cada mando -moves en mi caso- queda representado por un puño en el entorno virtual. Por cierto, no es posible jugar con gamepad. Es necesario jugar en pie, pues es importante moverte y balancear el cuerpo. Por aquello de matizar los géneros, no estamos ante un simulador realista, si no ante un videojuego arcade de lucha donde utilizamos nuestros brazos para golpear. 

 

Si uno piensa en referentes o fuentes de inspiración, lo primero que se me viene a la cabeza es la saga Puch-Out!! de Nintendo que se inició en NES allá en el 84. Así, para entendernos, Knockout League se siente como un heredero de Punch-Out llevado a VR. La comparación no es baladí, a mi entender, pues son muchos los puntos en común, más allá de tratarse de un arcade de boxeo. Comparte su humor, su estilo dibujos animados con personajes, que más que púgiles, parecen caricaturas de éstos. Lo digo en el buen sentido, pues los nueve personajes a los que nos enfrentaremos tienen mucha personalidad y características especiales. Curiosamente, Punch-Out para Wii -o el actual ARMS de Switch- usaban Wiimote y Nunchuk  de forma muy parecida a como lo hace ahora Knockout League. En cada mano un mando para golpear con ellos a modo de puños y/o realizar bloqueos -ambos moves sobre la cara-, etc... Cuidado con tu entorno real,  procura despejar tu zona de juego, pues pegarle un puñetazo al mobiliario no es agradable... Me han dicho que podría ocurrir...

 

 Punch-Out!! de Wii usaba controles por movimiento

Sigo siendo el rey

El objetivo principal del juego está bien claro: Saltar al ring y derrotar uno a uno a todos los rivales para hacernos con el título. Los 9 boxeadores a los que nos enfrentaremos podrían parecer pocos, pero tiene su miga derrotarlos y mucho más si queremos hacer el combate perfecto. Las contiendas, además de ser muy físicas, tienen un cierto espíritu puzzle pues debemos estudiar al rival a conciencia. Desde nuestra posición estática en el centro del cuadrilátero, es muy importante decidir si esquivamos a un lado u otro, si bloqueamos, si nos agachamos o si justo después damos un gancho, etc... Elegir la opción correcta no es suficiente pues debes hacerlo en el momento preciso. Los combates deben fluir rítmicamente con cada oponente, por decirlo de algún modo. Cuando lo estás haciendo bien lo sientes. No pillar este baile, no  balancearse y golpear bien, puede llevarnos al fracaso. Por ejemplo, bloquear a destiempo nos dejará por unos segundos con los guantes inservibles. Acertar golpes consecutivos nos otorgarán multiplicadores, hasta obtener guantes dorados -in the zone- que machacarán al rival. Conforme vamos avanzando en una misma sesión, nos iremos cansando ya que como dijimos es un juego muy físico. Las derrotas en esos momentos tendrán un sabor agridulce con ligero aroma de frustración. A veces esto ocurrirá mientras intentamos conocer al rival mediante ensayo-error. El orgullo, el pique, nos hará continuar a pesar del esfuerzo acumulado -¡una más, una más!- o tal vez dejarlo por un rato. En mi caso, a veces tres combates dejaban KO al ser humano bajo las gafas que ahora les escribe.

  

Ahí lo llevas

Ganchos que duelen

La premisa de Knockout League es simple pero está muy bien ejecutada. Además cuenta con un aliciente más: estamos ahí, nos sentimos en el centro del combate. Salimos al ring y frente a nosotros tenemos un boxeador a tamaño real que nos mira. Aquí las hostias duelen. El excelente apartado sonoro, la cercanía de los golpes y la buena calidad gráfica -al menos en las distancias cortas- añaden enteros a la suma total. Se consigue una sensación de inmersión muy buena, también en parte debido al estado de concentración personal necesario. El esfuerzo físico y mental nos mantendrá con la adrenalina alta, en alerta constante, pues los errores pueden pagarse caro cuando la partida se está desarrollando de forma equilibrada.

 

Nos enfrentamos, como dijimos, a un total de 9 personajes rivales de lo más variopinto y alocados. Desde un pulpo con múltiples brazos enguantados (Sir Octopunch), un boxeador biónico que golpea también con los pies, un mago con sus misteriosos hechizos, o un pirata cuyos movimientos son casi siempre anticipados por un pequeño loro que revolotea a su alrededor. Al ser introducidos en el juego son presentados con una cinemática estilo cómic muy resultona. Un cierto halo de humor rodea a estos personajes y en general al juego, aunque algunos matices podrían perderse pues el juego no está ni doblado ni traducido a nuestro idioma

 

 No me educaron para pegar a una mujer

Quemando calorías

Aunque estamos ante un título donde la ejecución adecuada de mecánicas es fundamental, el conteo de calorías mostrado al final de cada combate es una buena muestra del esfuerzo real que las acompañan. Tras la titánica gesta de vencer a los 9 luchadores, se nos desbloqueará un modo difícil donde los rivales incluirán movimientos inéditos y se harán más impredecibles. El juego cuenta con tutoriales jugables para los movimientos básicos y aunque contiene explicaciones verbales, todo es lo suficientemente intuitivo como para no depender en exceso del idioma. A todo lo dicho se suma la consecución de cada uno de los logros y la superación de nuestra puntuación con cada uno de los rivales.

 

 ¡Este pirata no es reglamentario!

Entrena o pierde

Además, a modo de extra, disponemos de tres minijuegos de entrenamiento:

  • Realizar secuencias de rutinas de golpeo según los números que el entrenador nos diga.
  • Se nos lanzarán secuencias de objetos que deben ser golpeados o esquivados de la forma adecuada. 
  • Golpear el saco de boxeo a la velocidad y ritmo pedidos.

Las tres modalidades tienen progresión bien escalada y además de enseñarnos a desenvolvernos mejor en el ring, nos proporcionarán el sentimiento de un entrenamiento real antes de los combates. Suponen un buen añadido al juego. Por poner un fallo, sí echamos en falta un modo competitivo online para poder combatir con otros jugadores. No obstante, no es descartable en el futuro junto con otros posibles contenidos, ya que en una actualización puesta en circulación estos días, han incluido tablas de puntuación clasificatorias online para todas las modalidades incluyendo el entrenamiento. Además, el citado parche, corrige errores y realiza determinados ajustes para mejorar la jugabilidad.

 

 El entrenamiento es una parte muy importante del boxeo

Flashes y clamor de multitudes

Lo mejor del juego desde el punto de vista gráfico son los personajes, literalmente sientes que tienes a tu adversario frente a ti echándote el aliento. Además, están diseñados con gusto y lucen por encima de la media habitual en VR. Sorprende estar en el ring. Una vez ahí debes observar bien sus peculiaridades y sus movimientos para renovar tu estrategia, pues cada uno, hablando mal y pronto, son de su padre y de su madre, tanto en su apariencia como en su diseño. El resto de los decorados cumplen, pero si dejamos de centrar la vista en el adversario y miramos fuera del ring nos daremos cuenta que no hay demasiado que ver, el listón baja claramente. No señalaría este hecho como algo negativo pues realmente lo importante es el rival. Podría entenderse que una vez comenzado cada asalto todo se centra en los boxeadores y todo lo demás es secundario. En resumen: El efecto conseguido es satisfactorio.

 

La música que acompaña gran parte del juego es la típica fanfarria genérica de películas o videojuegos de competición y boxeo, véase Rocky o similar. Te entona el cuerpo anticipando tu salto al ring. El sonido, por su parte, da empaque al conjunto. Acentúa la inmersión. Gracias a ello los golpes duelen y los enemigos, a pesar de su aspecto no demasiado serio, imponen respeto.

  

 Me va a dar la del pulpo

Conclusiones

El género de lucha no está entre mis favoritos y los juegos de mucho movimiento en VR tampoco. Con estas premisas Knockout League tenía todas las de perder de antemano, pero concediendo al César lo que es del César, estamos delante de un muy buen juego para VR. El concepto que propone lo ejecuta perfectamente y su calidad está a un nivel más que notable dentro de lo disponible para realidad virtual. ¿Te gustará entonces? Voy a ser muy claro: Depende. Estamos ante una propuesta muy específica. A mí, por ejemplo, me ha convencido, pero aunque será un título al que todos reconocerán su calidad, posee suficientes barreras para echar para atrás a más de uno. Ahora bien, si lo que leíste aquí te gustó y eres un tipo mucho más resistente que este viejales, ¡solo te queda darle duro y golpear fuerte! La victoria está en tus puños.

 

Este juego ha sido analizado con una copia digital para PSVR

+ Los personajes

+ Muy buen acabado técnico

+ Combates inmersivos

- Muy físico e intenso

- Totalmente en inglés

- Algunas derrotas duelen

- Ausencia de competitivo online

8 "Muy bueno"

Comentarios (6)

Enlace al foro
  • Tiene muy buena pinta, aunque me preocupa que te puedas "emocionar" demasiado, y con tanto golpe en vacío acabe en una tendinitis...
    1 0
  • Lo peor que te puede pasar es golpear una silla o similar. Créeme: PASA
    0 0
  • El gran problema de este juego es la nula inteligencia artificial de sus personajes. El movimiento de los rivales está predefinido como pasaba en las recreativas de los años 80. Esto tiene sus pros y sus contras. Los pros es que gracias a estos movimientos predecibles, puedes vencer con relativa facilidad al contrincante y ver qué te espera con el siguiente personaje. El contra principal, es que una vez vencidos todos los contrincantes, el juego pierde su atractivo, ya que ya has visto todo, no es un juego rejugable.

    Yo creo que deberían haber puesto una opción online, precisamente para cubrir esa carencia de inteligencia artificial, y poder jugar contra otras personas. Entonces si sería un juego muy interesante, ya que la verdad es que los gráficos de los personajes están muy conseguidos y realmente tienes sensación de presencia en el cuadrilátero.
    3 0
  • Harold

    Harold

    Visores

    Gear VR
    Cardboard
    PlayStation VR
    Han sacado un parche para la versión de PSVR que mejora el tracking de las manos:
    "Tus manos deberían sentirse con menos temblor en el juego, lo que debería mejorar la precisión y consistencia de los golpes en las peleas y entrenamientos".
    1 0