Shooty Fruity: ANÁLISIS

Analizamos el nuevo juego de nDreams, donde encarnamos el papel de un pobre trabajador que debe combinar su rapidez como empleado del centro comercial con su rapidez como aniquilador de plagas de frutas mutantes. Si no te gusta la fruta, este es tu juego, y si te gusta, probablemente a partir de ahora la empieces a mirar con otros ojos. Disponible para PSVR, Rift y Vive.

19 DIC 2017  15:00

gopozgon

4 comentarios

Shooty Fruity: ANÁLISIS

Un trabajo poco reconocido

En Shooty Fruity somos un empleado <explotado> de unos grandes almacenes que trabaja de sol a sol allá donde se le requiera, ya sea en la zona de caja, de empaquetado o de preparación de bandejas, y por si no fuera suficiente con el constante ir y venir de productos que escanear o tratar, somos constantemente atacados por un ejército de frutas mutantes a las que tendremos que extraer todo el zumo (Reventándolas a tiros, claro) sin olvidar en ningún momento nuestro trabajo como empleado del supermercado.

¿Parece un trabajo un poco extresante verdad?. Lo es.

 

 

El juego tiene un ambiente que a veces nos recuerda a décadas atrás con unos neones y colores pastel que envuelven el título, desde las distintas localizaciones del juego dentro del centro comercial hasta un llamativo y funcional menú inicial que manejaremos a través de máquinas expendedoras o de otras del estilo a las que veíamos en los recreativos que poblaban las calles hace años.

Es este menú podemos revisar todo tipo de estadísticas de nuestro juego, comparar puntuaciones online, comprar nuevas armas y elegir la siguiente fase a la que jugar de entre aquellas que tengamos desbloqueadas.

El resto del juego mantiene siempre la misma temática dentro del centro comercial y pese a tener un aspecto visual bastante simple, casa bastante bien con el aspecto cartoon del que goza el título y la definición es muy correcta en todo momento.

 

El menú inicial, donde nos preparamos para la batalla.

La rebelión de las frutas

La estructura del juego es la clásica de juego de partidas cortas, dividida en 24 fases de pocos minutos (aunque no todas tienen la misma duración) con 3 desafíos diferentes en cada una de ellas (redactados en perfecto castellano), como pueden ser “sobrevive con un porcentaje de vida superior a un tanto por cierto”, “consigue una cantidad de zumo en un tiempo concreto”, “escanea un número de productos mínimo”, “Revienta una cantidad de manzanas con un arma concreta”, "Aguanta vivo X minutos"... y así un sinfín de retos que en muchos casos requerirán de nuestra total concentración para poder conseguirlos, ya que no es un juego frustrante pero tampoco será un paseo, por lo que tendremos que exprimirnos a fondo para desbloquear todas las fases y aún más si queremos conseguir todas las estrellas del juego.

 

En función del número de desafíos (estrellas) que vamos consiguiendo, se irán desbloqueando nuevas fases, aunque superar estos retos no será nuestro único cometido, ya que durante cada una de ellas iremos acumulando la cantidad de zumo que consigamos a base de reventar frutas; zumo que podremos gastar posteriormente en comprar nuevas armas de entre las 18 posibles, con multitud de variantes como pistolas de varios tipos, revólveres, metralletas, granadas, escopetas… cada una con sus ventajas y desventajas frente a unas u otras frutas (No es lo mismo ejecutar una pequeña y frágil cereza con un disparo de pistola a necesitar de armas pesadas contra frutas más poderosas como pueden ser la temible piña, el engañoso racimo de uvas o la pesada pero letal sandía).

Probablemente la mitad de lo que escribo suene a broma, pero es evidente que el propio juego no se toma nada en serio, manteniendo ese tono claramente desenfadado del que hace gala continuamente, empezando por la propia oferta de trabajo publicada en la página oficial del título con un tono claramente cómico.

 

Las sandías son enormes y cuesta un tiempo traspasar su cáscara.

Trabajando bajo presión

Las primeras fases son bastante sencillas, pero pronto empezaremos a sufrir los estragos que la multitarea puede provocar en nuestro cerebro. En algunas de las sesiones más largas he acabado "agotado", y este Shooty fruity no es Sparc ni el próximo Sprint Vector, sino que el agotamiento viene por el estrés de tener que estar atendiendo a los productos que se acercan a nosotros mientras no perdemos de vista las cerezas que vienen volando, la sandía gigante que se acerca rodando lentamente a lo lejos flanqueada por un grupo de manzanas saltarinas, un escurridizo limón que se esconde para atacarnos en el peor momento, mangos que se acercan volando con cara de pocos amigos, un grupo de odiosas limas que vienen con total decisión a por nosotros y así muchas más frutas que nos complicarán el trabajo continuamente. Todo ello sumado a que las balas de cada una de nuestras armas nos durarán pocos segundos, teniendo que estar igualmente pendiente de las que llegan por los carriles que pasan por encima de nuestras cabezas para soltar las nuestras y cambiarlas antes de quedarnos sin munición.

 

Cuando empezamos a rondar la segunda mitad del juego aproximadamente, empezaremos a encontrarnos con numerosos retos que requerirán de varios intentos por nuestra parte para superarlos, pero por suerte no serán en vano pese a que se nos atraganten una y otra vez, pues igualmente estaremos sumando más zumo en nuestro haber que nos vendrá muy bien para aumentar nuestro arsenal y afrontar el resto de retos pendientes un poco más seguros.

 

Hay 3 tipos de trabajos diferentes (Siempre combinados con “hacer zumo”) que se dividen en el clásico cajero que debe escanear artículos, la preparación de bandejas, donde debemos colocar el/los productos concretos en función del compartimento o compartimentos de las bandejas que pasan por delante de nosotros continuamente, y la preparación de pedidos, donde debemos introducir 3 productos concretos en su compartimento propio y una vez completado, validar el pedido para comenzar con el siguiente.

Personalmente, he jugado los juegos de escanear y preparar pedidos sentado, pero los juegos de preparar bandejas he preferido jugarlos en pié, ya que los productos que debemos poner en las bandejas están bajo nuestras manos y no conseguía sentirme cómodo jugándolo sentado.

 

Una mano preparando bandejas de pescado y la otra acribillando granadas.

Un arsenal a prueba de frutas

Antes de cada fase podemos elegir las 6 armas que tendremos disponibles durante la misma, aunque cada una de ellas tendremos que desbloquearla posteriormente durante la fase con nuestro trabajo clásico como empleado del supermercado, y mientras que las pistolas estarán desbloqueadas desde el primer segundo, para empezar a colocar en nuestro carril móvil otras armas más potentes de entre las 6 elegidas, tendremos que emplearnos a fondo escaneando artículos, montando bandejas en la cafetería o preparando pedidos en el almacén.

 

Aparte de ir desbloqueando estas armas, de igual forma desbloquearemos potenciadores de varios tipos que aportarán diferentes ventajas durante unos pocos segundos tras introducirlos en la ranura destinada para ellos en el momento que creamos oportuno, siempre y cuando no los mandemos por ejemplo al área de embolsado confundiéndolos con el resto de artículos, algo que será muy fácil que ocurra cuando el disco potenciador se mezcla con una montaña de artículos pendientes de escanear mezclados con las armas sin balas que hemos ido soltando durante nuestro afán por esparcir zumo de macedonia por los suelos del supermercado.

 

Aquí también se trabaja de noche, el zumo no se hace sólo.

Conclusión

Después de miles de frutas eliminadas durante las horas que le he dedicado al juego para realizar el análisis, puedo decir que Shooty Fruity es un juego de oleadas con personalidad y una buena variedad de armas y potenciadores que lo hacen muy divertido y que supondrá un reto (pero no frustrará) a aquellos que traten de conseguir todas las estrellas disponibles en cada una de las 24 fases de que dispone el juego, situándose de esta forma en un lugar a tener en cuenta para los que nos gustan estas propuestas desenfadadas de partidas cortas sin muchas pretensiones, además con el plus de poder ganar inmersión con una simple vela olor a frutas de las que venden en cualquier sitio, sin necesidad de una cara y específica como ocurre con RE7, Fallout o Skyrim.

 

En el lado opuesto está el hecho de que pese a su gran variedad de armas y buena variedad de enemigos, no debemos obviar que podría hacerse en cierto modo repetitivo al cabo de un tiempo por la simple naturaleza del título y la poca variedad de escenarios; aún así, tratándose de un juego para partidas cortas como es el caso, estas pegas son menos graves y no penalizan en exceso la valoración final.

+ Variedad de armas y potenciadores

+ Tono desenfadado

+ Reto disfrutable

+ Ideal para partidas cortas

- Puede hacerse repetitivo al cabo de un tiempo

6,8 "Bueno"

Comentarios (4)

Enlace al foro
  • Pues mira que lo he intentado :). Realmente he disfrutado el juego, y eso que después de analizar muchos wave-shooters, ya los cojo con miedo, pero este está muy bien. Como siempre digo... siempre sabiendo que es un juego de oleadas (pero este es bueno, con personalidad y que te da para echarle fácil 4 o 5 horas mínimo a poco que le cojas el gustillo a conseguir estrellas o los cerca de 40 trofeos que tiene)

    Que tal ahora? Ya lo he conseguido? :)
    2 0
  • Para mí fue una de las sorpresas agradables de la Gamescom. Fuimos a ver el mini stand de la gente de nDreams y nos topamos con el desarrollador del juego. Yo, iluso de mí, no paraba de pensar: ¿qué se habrá fumado este hombre para hacer un juego así? Tras la primera partida le di la mano y mis más sinceras enhorabuenas. Me lo había pasado de lo lindo... ¿cuánto podrá dar de sí en mi biblioteca? Supongo que lo mismo que los otros juegos ocasionales. Para ir y venir, de lo más original que ha salido en la RV últimamente.
    2 0
  • Yo hoy lo he probado y lo he jugado un buen rato y la verdad me lo he pasado pipa.

    Mi nota es de un 6, pero si tuviera que destacar algo del juego sería por lo entretenido que es. Al igual que Knoob2001 será un juego casual que le podré poner a cualquier visita cuando venga a casa.

    Eso si, el juego te puede llegar a estresar lol
    2 0