Noticia

9 ENE 2017  11:07

Primer contacto con Dreadhalls para Oculus Touch

White Door Games está preparando su título Dreadhalls para su uso con los controladores de movimiento de Oculus y hemos tenido ocasión de echarle un vistazo a una versión preliminar, os comentamos nuestras impresiones.

Primer contacto con Dreadhalls para Oculus Touch

Por Juanlo

15 comentarios

Dreadhalls es una de las experiencias de realidad virtual que más tiempo lleva entre nosotros, concretamente desde los primeros tiempos del DK1 de Oculus. Nos comentaba su creador, Sergio Hidalgo, que su intención no era realizar un juego de miedo sino de exploración, pero que al notar que él mismo se asustaba explorando las mazmorras decidió cambiar la temática, y gracias a ello Dreadhalls obtuvo una mención honorífica en el VR Jam organizado por Oculus en 2013. Desde ese momento, se ha ganado por derecho propio el reconocimiento como uno de los primeros clásicos de terror de la realidad virtual, y siguió evolucionando pasando por el DK2 para, finalmente, aterrizar en Gear VR como uno de los títulos de lanzamiento. Sin embargo, en White Door Games no olvidaron sus orígenes y el juego llegó también a la versión comercial de Oculus Rift, con una mecánica muy similar a la de Gear VR pero con una calidad gráfica notablemente superior.

 

Dreadhalls con Oculus Touch

 

Oculus Touch lleva ya un mes entre nosotros, y el equipo de Sergio Hidalgo ha decidido adaptar el juego para el controlador de movimiento de Oculus, aunque sin modificar la mecánica original de Dreadhalls: el objetivo sigue siendo encontrar la salida de una serie de mazmorras generadas al azar mientras evitamos a las aterradoras criaturas que deambulan por ellas y recogemos una serie de objetos que nos facilitarán la tarea o nos proporcionarán información sobre el lugar.

 

Dreadhalls con Oculus Touch

 

El control con Oculus Touch sigue siendo igual que con el mando de Xbox One: nos movemos con el stick del Touch Izquierdo y giramos con el del derecho, pero en esta ocasión la interacción con los elementos se hará con nuestras manos. Lo primero es configurar cuál será nuestra mano principal, en función de si somos diestros o zurdos. Para abrir una puerta, deberemos girar la mano principal varias veces hasta lograr desbloquear la cerradura. En esa misma mano portaremos el mapa, que aparecerá cuando pulsemos un botón del Touch, algo que soluciona el problema del juego original de que muchas veces el mapa aparecía al mirar hacia abajo aunque no lo quisiéramos. Y con esa misma mano podremos recoger los distintos objetos que encontremos pulsando el gatillo: ganzúas, botellas de aceite para la lámpara, monedas y textos manuscritos.

 

Dreadhalls con Oculus Touch

 

En la mano secundaria portaremos el farol, y al moverlo proyectaremos sombras en tiempo real, una sensación que puede resultar bastante tenebrosa en ciertas habitaciones y que contribuye al realismo de la experiencia. Para recargarla, utilizaremos la mano principal para seleccionar una nueva botella de aceite de nuestro inventario, y desde ahí la recogeremos para arrastrarla e introducirla físicamente dentro del farol, algo que puede resultar agobiante si nos movemos con prisas al ser perseguidos por alguna de las criaturas del juego. Por cierto, las imágenes que os mostramos pertenecen a una beta y todavía es posible que veamos algunos cambios y mejoras en el aspecto de las manos cuando se lance la versión final.

 

Dreadhalls con Oculus Touch

 

Oculus Touch no supone una revolución para Dreadhalls, ya que es un juego diseñado para gamepad y no se ha añadido teletransporte ni una nueva mecánica de juego específica para Touch, sino que se han adaptado las interacciones ya existentes para utilizar nuestras manos. Aun así, los usuarios de Touch que ya posean el juego agradecerán la posibilidad de utilizar los controladores, ya que el hecho de ver nuestras manos siempre aporta un plus de realismo a las experiencias, y el uso del farol y la proyección de sombras al moverlo también contribuye a esa sensación. Nos parece estupendo que en White Door Games hayan decidido actualizar el juego para poder utilizar Touch en lugar de dejarlo anclado en el gamepad para siempre. Por lo que hemos podido probar en esta versión preliminar, la experiencia gana bastante en inmersión sin perder su esencia.

Comentarios (15)

Enlace al foro
  • sí, ya la he probado un rato. Ha ganado bastante el juego. Se nota que no es un juego pensado para controladores de movimiento pero tiene detalles muy buenos, como tener que acercar la lámpara para ver el mapa o agitar los candados para abrir las puertas. En general han hecho un gran trabajo.

    Ya me gustaría que hicieran una segunda parte, o incluso un juego nuevo que aproveche y desarrolle el mismo concepto, la inmersión es... sublime!

    Saludos
    1 0
  • Dime que le ha puesto un pelín de room-scale, vamos que te puedes mover tú un poco, aunque sea un palmo.
    0 0
  • te puedes mover lo que quieras siempre que tengas espacio. Puedes jugar tranquilamente en room-scale y desplazarte con control tradicional. Para mi mejor imposible, aunque no tenga mucho espacio. Quizá podían haber incluido una opción de desplazamiento como en Onward, desplazandote en la dirección en la que apunta el controlador, pero tal y como está se juega muy bien.

    Saludos
    1 0
  • ¡Qué bueno! gracias.
    0 0
  • Vale muchas gracias antes lo probé y en un updates no me salía ninguna actualización quizá sea iniciando el juego muchísimas gracias.
    0 0